Diez consejos simples y económicos

octubre 5, 2022 General / Familia

Para mantener el hábito saludable de comer frutas y vegetales todos los días, necesitas un poco de planificación y preparación, especialmente con un presupuesto limitado. Sigue estos consejos para aprovechar al máximo tu dinero.

Consejos simples para comprar frutas y
vegetales según un presupuesto

Consejo n.º 1

Ahorra dinero comprando productos de estación y que estén en oferta

Algunos productos son económicos durante todo el año.

Las manzanas, los plátanos, el brócoli, el repollo,
las zanahorias y la lechuga son fáciles de encontrar
durante todo el año y, por lo general, cuestan menos
de $2 por libra.
Consejo n.º 2
Consejo n.º 3
Compra frutas y vegetales congelados o enlatados
Cuando no puedas comprar frutas y vegetales frescos, compra congelados o enlatados. Pueden ser tan nutritivos como los alimentos frescos y ayudan a que cocinar sea más sencillo.

Compra productos locales

Compra productos locales que tienen mejor sabor y para ahorrar dinero. Visita los mercados de agricultores locales, los mercados en las granjas, los centros de agricultura con apoyo de la comunidad y de alimentos: ¡esto también puede ser una actividad familiar divertida! Algunos mercados de agricultores aceptan vales de WIC y beneficios del Programa de Asistencia Nutricional Suplementaria (SNAP). Encuentra uno en https://www.usdalocalfoodportal.com/.
Consejo n.º 4
Consejo n.º 5

Cultiva tus propios productos

Incluso mejor que comprar productos locales, es cultivar tus propios alimentos. Es fácil, solamente se necesita un poco de tierra, un balcón o patio y algunas macetas. Prueba con cilantro, vegetales de hojas verdes, acelga y guisantes capuchinos. También es divertido cultivar tomates, pimientos, brócolis, frijoles y especias.

Lava y corta tus propios productos

Los productos lavados o cortados previamente pueden costar más. Elige un día para preparar los vegetales para la semana y pídeles ayuda a tus hijos. Aprenderán algunos hábitos saludables y también se divertirán ayudándote.
Consejo n.º 6
Consejo n.º 7

Nunca vayas de compras cuando tú o tus hijos tengan hambre

El hambre es tu peor enemigo cuando intentas hacer compras saludables. Puede llevarte a comprar comida que no necesitas simplemente porque se ve deliciosa. Come bocadillos pequeños, como una manzana, zanahorias o apio y mantequilla de maní, antes de ir de compras.

Haz una lista antes de ir de compras y respétala

Esto te permitirá comprar artículos más saludables y evitar alimentos que no necesitas.
Consejo n.º 8
Consejo n.º 9

No dejes que los productos se echen a perder antes de usarlos

¡No dejes que los productos se echen a perder antes de usarlos! Para ahorrar dinero, aprende a almacenar, guardar, reutilizar o congelar las frutas y los vegetales.

¿Todavía tienes muchos vegetales?

Consejo n.º 10

Otras ideas fáciles para usar tus vegetales:

Side-Lying

POSICIÓN ACOSTADA DE LADO

  1. Para el pecho derecho, recuéstese sobre el lado derecho con el bebé de frente a usted.
  2. Acerque al bebé. La boca del bebé debe estar a la altura del pezón.
  3. En esta posición, puede abrazar la espalda del bebé con el brazo izquierdo y apoyarse sobre el brazo derecho o sobre almohadas.
  4. Procure que no haya ropa de cama ni ropa suelta cerca del bebé.
  5. Invierta los lados para el pecho izquierdo.

Esta posición es útil en los siguientes casos:

cross-cradle

POSICIÓN DE CUNA CRUZADA

  1. Para el pecho derecho, use el brazo izquierdo para sostener la cabeza del bebé en su pecho derecho y el cuerpo del bebé hacia el lado izquierdo. Puede usar una almohada sobre el regazo para apoyar el brazo izquierdo.
  2. Coloque la mano izquierda con suavidad detrás de las orejas y el cuello del bebé, con el pulgar y el índice detrás de cada oreja y la palma entre los omóplatos del bebé. Gire el cuerpo del bebé hacia el suyo, de modo que se toquen las pancitas.
  3. Sosténgase el pecho como si apretara un sándwich. Para protegerse la espalda, evite inclinarse hacia el bebé. Acerque al bebé hacia usted.
  4. Cuando el bebé abra la boca, empuje suavemente la cabeza del bebé con la palma izquierda para ayudarlo a agarrarse. Recuerde mantener los dedos fuera del camino.
  5. Invierta los lados para el pecho izquierdo.

Esta posición es útil en los siguientes casos:

Football

POSICIÓN DE FÚTBOL AMERICANO

  1. Para el pecho derecho, sostenga a su bebé mirando hacia arriba del lado derecho.
  2. Coloque la cabeza del bebé cerca del pezón derecho y apoye la espalda y las piernas de este debajo de su brazo derecho.
  3. Sostenga la nuca del bebé con la palma derecha. Puede usar una almohada debajo del brazo derecho para apoyar el peso del bebé.
  4. Para protegerse la espalda, evite inclinarse hacia el bebé. Acerque al bebé hacia usted.
  5. Invierta los lados para el pecho izquierdo.

Esta posición es útil en los siguientes casos:

CRADLE hold

POSICIÓN DE CUNA

  1. Para el pecho derecho, acune al bebé con el brazo derecho. El lado izquierdo del bebé estará apoyado sobre su regazo, y lo tendrá de frente a la altura del pezón.
  2. La cabeza del bebé estará apoyada en su antebrazo derecho, con la espalda del bebé a lo largo de la cara interna de su brazo y la palma de la mano.
  3. Gire la pancita del bebé hacia la suya. La mano izquierda le quedará libre para sostener el pecho si es necesario. Puede usar almohadas para apoyar el brazo y el codo.
  4. Para protegerse la espalda, evite inclinarse hacia el bebé. Acerque al bebé hacia usted.
  5. Invierta los lados para el pecho izquierdo.

Esta posición es útil en los siguientes casos:

laid-back

POSICIÓN INCLINADA HACIA ATRÁS

  1. Recuéstese sobre una almohada con la pancita del bebé en contacto con la suya y la cabeza del bebé a la altura del pecho. A algunas mamás les resulta cómodo estar sentadas en posición casi erguida. Otras prefieren inclinarse hacia atrás y quedar casi acostadas por completo.
  2. Puede colocar la mejilla del bebé cerca de su pecho o usar una mano para sostener el pecho cerca del bebé. Depende de lo que le resulte más cómodo a usted.
  3. El bebé encontrará el pezón, se agarrará y comenzará a succionar naturalmente.

Esta posición es útil en los siguientes casos: